¿Cómo preparar la Torta del Casar extremeña?

Torta del Casar: modos de preparación para degustar este queso

La Torta del Casar es un queso extremeño caracterizado por su potente y sublime sabor y, de hecho, los amantes de los quesos lo sitúan como uno de los preferidos. Para que puedas sacarle el máximo partido, en este post queremos explicarte las formas de preparar este tipo de queso. Te garantizamos que, en cualquier celebración, será un producto gourmet que a todos sorprenderá.

¿Cómo se come la Torta del Casar?

Este delicioso y cremoso queso de Extremadura no se parece a ningún otro. Su fama ha hecho que se conozca en muchas partes del mundo y sean muchos cocineros los que apuesten por este producto para preparar recetas de alta categoría.

A continuación, te puntualizaremos como se come la Torta del Casarya que existen diferentes maneras de preparar el producto, de ti dependerá que elijas la que más se adapta a tus gustos personales.

En primer lugar, el queso debe estar atemperado, es decir, con una temperatura aproximada de 21º C. Te recomendamos que siempre guardes el producto en un armario, que no sea muy cálido, o una despensa para conservar los grados adecuadamente. No obstante, también puedes guardar la torta en la nevera y sacarla unos minutos antes de servirla en la mesa.

Otra opción es cortarlo en cuñas, envolverlo en papel film y guardarlo en la nevera en trozos. De esta forma, solo tendrás que atemperar la parte que vayas a consumir. No utilices microondas u hornos para atemperar el queso, porque podría fundirse y echarlo a perder.

Para aprovechar al máximo la pieza que compres, será necesario que utilices un cuchillo y, de la misma forma que si quitases una tapadera, deberás retirar la corteza de la parte superior del queso. Así, tendrás acceso al manjar que se encuentra en el interior. A continuación, puedes coger el queso con un cuchillo y untarlo en una rebanada de pan o mojar directamente el pan en el interior de la torta.

Para conservar la parte que no se haya comido, solo tendrás que volver a colocar la corteza por encima, para que no se seque y se conserve en mejores condiciones. Si apareciera algo de moho sobre el queso no lo debes tirar, porque no será señal de que se haya estropeado. Tan solo tendrás que rascar un poco dicho moho con el cuchillo para eliminarlo y seguir disfrutando de tu ración.

En conclusión, la Torta del Casar es un tipo de queso sorprendente que podrás servir en cualquier momento. Si todavía no lo has probado, te animamos a hacerlo porque te estás perdiendo un gran producto. Por supuesto, también es combinable con carnes, pescados y hasta pasta. Te recomendamos que lo acompañes con un buen vino para deleitar a todos tus comensales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×