Guía básica para comprar el cuchillo jamonero perfecto

Detalle de corte de jamón

¿Necesitas comprarte un cuchillo jamonero, pero no tienes claro cómo elegir la mejor opción? Te damos todas las claves que necesitas conocer para acertar tu compra.

El tamaño y su indudable importancia

Para cortar bien un jamón ibérico necesitas un cuchillo cuya hoja tenga las siguientes medidas:

  • Entre 24 y 30 centímetros de largo. Todo dependerá de si vas a cortar jamón o una paleta ibérica. En este segundo caso, es más aconsejable contar con uno de 24 centímetros, ya que te aportará mayor firmeza en el corte
  • Un ancho máximo de tres centímetros. Son más que suficientes para obtener lonchas con las dimensiones adecuadas.

El tipo de hoja

Antes de describirte las características de cada tipo, es fundamental que la hoja sea flexible. Así, podrás cortar de manera más precisa y, sobre todo, con el mínimo grosor posible.

Si el jamón que vas a cortar está demasiado seco o curado, apuesta por una hoja semiflexible. Si está en su punto, la flexibilidad te permite cortar la grasa y el jamón con menor esfuerzo. Los tipos de hoja disponibles son:

  • Lisa. Los maestros jamoneros prefieren esta alternativa porque eres tú quien manda en el corte. El resultado es una loncha con una superficie homogénea y a tu medida. Son tan flexibles como útiles.
  • Con alveolos. Se denomina así a la hoja que incluye una serie de hendiduras diseñadas para facilitar la entrada de aire en el corte. Ello te permite afinar al máximo en el corte e incluso no tener que usar las pinzas para separar la loncha recién cortada.

De ti depende elegir la alternativa que mejor encaje con tus gustos personales y con tu pericia al cortar jamón. En caso de duda, apuesta por la hoja lisa y una pinza para realizar cada corte.

La punta

Puede parecerte un aspecto secundario, pero no lo es. Si bien no afecta al corte, sí lo hace a tu seguridad al manejar el cuchillo. Lo habitual es que los cuchillos estándar terminen en punta. Si eres principiante, mejor que apuestes por una punta redondeada. Es más segura y evita accidentes.

El mango

En el mercado encontrarás alternativas como el plástico, un material sintético o la madera. Si tuviéramos que elegir, nos quedaríamos con el acero inoxidable por ser flexible, duradero y de excelente calidad.

En cualquier caso, lo importante es que su diseño sea ergonómico, que no aumente el peso del cuchillo y que compruebes que puedes trabajar con él de manera segura. No olvides afilar el cuchillo antes de cada uso y emplear un jamonero para lograr el mejor resultado posible.

La funda

Es otro de los elementos secundarios que no tiene relación con el corte, pero sí con la durabilidad del cuchillo y con tu seguridad. Si vas a guardar el cuchillo en un cajón, evitarás que la hoja se raye con otros cubiertos y cortarte cuando introduzcas la mano. El material más adecuado es el teflón.

Dos cuchillos complementarios

Aunque se hable del cuchillo jamonero como el más importante, hay otros dos tipos de cuchillo que te ayudarán a cortar la pieza correspondiente:

  • Un cuchillo de hoja rígida. Debes usarlo para retirar la corteza y delimitar el área de corte más fácilmente. Emplea uno de sierra o uno de hoja ancha como el que usas para cortar la carne.
  • Una puntilla. Es de hoja resistente y corta. El mango debe encajar a la perfección con tu mano. Utilízala para llegar al hueso.

El cuchillo ideal para el jamón ibérico

Repasando la información anterior, podemos concluir que si lo tuyo es el jamón ibérico de calidad, el cuchillo que compres debería:

  • Disponer de una hoja de 32 centímetros de largo como máximo y tres de ancho.
  • Estar fabricado en acero inoxidable. Especialmente la hoja. Si puedes adquirir una endurecida con carbono o con frío, mejor que mejor.
  • Tener el mango del mismo material o de madera.
  • Ser ligero y ergonómico.

Ahora bien, si también vas a cortar otro tipo de jamones o paletillas, apuesta por comprar un segundo cuchillo de unos 25 centímetros con las mismas características. Hasta que no abras la pieza e intentes cortarla no sabrás cuál es el más recomendable.

No olvides que, independientemente de la calidad del jamón o de la paletilla, un buen corte subraya sus propiedades y facilita que puedas degustarlo sin problemas. Por si te queda alguna duda al respecto, vamos a proponerte algunos modelos concretos de cuchillos para que te resulte más sencillo comprar el cuchillo ideal.

Algunas propuestas interesantes de cuchillos jamoneros

Vamos a recomendarte dos modelos que cumplen a la perfección con los requisitos anteriores y que te serán de gran ayuda:

  • Jamonprive de 30 centímetros. Su largo es excelente para todo tipo de jamones. Gracias a su orientación podrás usarlo tanto si eres diestro como si eres zurdo. Incluye un protector que evita que te cortes, algo importante si eres principiante. Si eres profesional puedes retirar la protección fácilmente y proceder como prefieras.
  • Bergner Resa de 28 centímetros. El acero inoxidable premium de su hoja se une a un mango ergonómico de plástico resistente. Es recomendable para expertos y para ti si comienzas ahora a cortar jamón. El corte resultante es perfecto, siempre que lo afiles periódicamente. Presenta un perfecto equilibrio entre precio y calidad.

Como acabas de comprobar, hay una alternativa para cada cortador y de ti depende encontrar la que encaje contigo. No olvides que el producto que compres ha de adaptarse siempre a la forma de tu mano y que debe permitirte utilizarlo con seguridad y comodidad.

Sigue nuestros consejos para adquirir el cuchillo jamonero más adecuado para que comiences, cuanto antes, a servir platos de jamón a tus invitados. Un buen cuchillo y mucha práctica es una combinación perfecta que te permitirá aprovechar al máximo cada pieza. Lee bien la ficha descriptiva de cada cuchillo y elige en consecuencia. Seguro que encuentras el que necesitas y que cortar jamón se convierte en una de tus aficiones favoritas. Anímate a convertirte en un maestro cortador.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

×