Lomito ibérico de bellota: ¡Conócelo!

Lomito ibérico de bellota: Conoce sus principales características

¿Conoces el lomito ibérico de bellota? Su nombre deriva del lomo ibérico debido a su gran parecido y, por esta razón, hoy en día se acostumbra a confundir estos embutidos. Su proceso de producción es similar al de la caña de lomo, pero la principal diferencia es el tipo de carne que se emplea.

¿Qué es el lomito ibérico de bellota?

Gracias a su procedencia de la presa ibérica, el lomito cuenta con un sabor mucho más intenso y sabroso. A la hora de elaborarlo, se coge una cinta de lomo y se limpia profundamente y con mucho cuidado. Previamente, es necesario dejar esta pieza en un secadero durante tres o cuatro meses para que pueda madurar y adquirir ese sabor tan característico que tanto te gusta.

Al igual que ocurre con el jamón ibérico, todo el proceso de elaboración está regulado por la norma del ibérico. Por esta razón, dependiendo del cerdo que se use para elaborar el lomito, podrás encontrarte con el ibérico de cerdo, de bellota o el 100 % ibérico de bellota.

Para darle el tono rojizo, se utilizan algunas especias para condimentarlo de forma adecuada. Has de saber también que el lomito ofrece muchos beneficios para tu cuerpo y tu salud. Por un lado, es rico en minerales como el cobre, el cual es esencial para los huesos y los cartílagos. Por otro, también cuenta con magnesio, zinc, fósforo y vitamina E.

Una pieza sabrosa y saludable

La carne del lomito es rica en proteínas y vitaminas, como, por ejemplo, la B1, B6 o B12, así como en ácido fólico, un elemento realmente beneficioso para el sistema nervioso. Su ácido oleico, por otro lado, eleva el colesterol bueno (HDL) y tiende a disminuir la cantidad de colesterol malo (LDL).

Pese a que tanto el lomito como el lomo son piezas muy respetadas del cerdo ibérico, presentan alguna que otra diferencia más. Para la elaboración del lomito, en lugar de utilizarse el lomo de cerdo, se usa la presa ibérica. La textura, aunque su origen es diferente, es prácticamente la misma.

En muchas ocasiones, también puedes confundir el lomito ibérico con el lomo embuchado, que es exactamente lo mismo que la caña de lomo. La única salvedad es que el primero está embuchado dentro de una tripa y el segundo no. El lomito ibérico requiere un proceso de preparación mucho más natural que el del chorizo o el salchichón, entre otros.

El lomito ibérico de bellota es una de las piezas más exquisitas y jugosas de toda la familia de los ibéricos y tiene un sabor que no deja a nadie indiferente. Ahora que ya conoces las principales diferencias que tiene con el lomo ibérico, seguro que te entran ganas de saborearlo.

close

5%

de descuento, especialmente para ti 🎁

¡Regístrate para recibir tu descuento exclusivo, y mantente al día de nuestros últimos productos y ofertas!

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×

Powered by WhatsApp Chat

×